6 tipos de botas que te harán lucir como la reina del estilo.

Son estilosas y abrigadoras, todas las botas y botines de esta temporada tienen el poder de elevar cualquier look a lookazo.




Después de una buena bolsa, y ustedes no me dejarán mentir, el mejor amigo de una mujer es un buen par de zapatos. Y es que, sinceramente, hasta el total look más básico, con un buen calzado, se puede transformar en el #outfit más increíble e irresistible. Imagínense entonces el atuendo con un par de botas de ensueño 😍.

Y llegó esa maravillosa época del año donde nos damos la oportunidad de apostar por unas lindas botas o botines y todas sabemos que el street style dicta que sí o sí debemos de tener al menos un par con este estilo de calzado para estar ad hoc.


Independientemente de que en algunos lugares el clima frío lo amerita no necesariamente tienes que estar a 30 grados bajo cero para darte ese chance de disfrutar de esta tendencia. Para armar tus #looks de día o de noche, casual o más formal existen muchos estilos para escoger.


Existen algunas reglas y protocolos de vestimenta y éstas, como todas las normas, son implementadas para dar un orden. Hay una gran variedad de estilos como por ejemplo: el Clásico, el Romántico, el Sport, el Retro, el Hip Hop, el Futurista, el Latino, el Rocker, el Punk, el Preppy, el Dark, Hippie o Bohemio, Fashion, solo por citar algunos. Y en la actualidad muchos de estos se mezclan entre sí.

Cada uno, al ir definiendo su personalidad, va estableciendo qué tipo de estilo es el que más se le adapta, es decir, lo que más nos acomoda y se identifique con nuestras preferencias y actividades diarias. No obstante siempre es importante saber la finalidad de nuestra indumentaria para jamás desentonar.


El poder de la ropa es inimaginable, ya que es es el principal factor que viste tu imagen, es lo que te enmarca y te representa antes de que puedas abrir la boca y emitir alguna palabra. En conjunto con tu manera de expresarte dan un cúmulo de información a las demás personas.

Es por ello que siempre hay que vestir con un propósito, te lo ejemplifico fácilmente, no vas a ir con un vestido de noche a una entrevista de trabajo a las diez de la mañana, ¿se vería muy raro verdad? 🙈 Por más que sea tu vestido favorito de la vida pues simplemente estarías fuera de lugar.


Al igual que esos vaqueros de ataque que además te arman increíble pero, en una boda en la noche, no se verían nada bien. O unas botas magníficas de cuero y caña alta con tu bikini en pleno verano a la orilla del mar, ambos casos totalmente en contextos que nada que ver ¿no crees? 🙈.


Este preámbulo simplemente es para que comprendamos juntos, gráficamente, la importancia de cada prenda y lo inadecuado que se puede ver si nos equivocamos de escenario con ella. Justamente es el caso del tema que nos atañe en este post: las botas.

DATO #MyVAff

Una bota es un tipo de calzado que cubre el pie y parte del tobillo y que, a veces, puede llegar hasta la rodilla o la ingle. En un principio fueron diseñadas como calzado de trabajo rudo con la finalidad de mejorar la protección del pie y la articulación del tobillo. Existen infinidad de variedades según altura, color, material y estilo.


El nacimiento de este tipo de calzado se remonta a las civilizaciones antiguas, alrededor de 15.000 a.c., un complemento de vestir que tenía como uso el resguardo del pie. Desde el pueblo griego o al egipcio, el calzado siempre ha sido un complemento importante a la hora de crear una indumentaria.


Las piezas más antiguas que se conocen proceden de Mesopotamia en el Oriente Medio, y según se cree en esa época eran usadas tanto por hombres como por mujeres, y ya registraban numerosas decoraciones, demostrando que la bota siempre tuvo fines tanto utilitarios como suntuarios.


Con el paso de los años y la evolución, ha sido un complemento utilizado tanto por hombres como mujeres. El siglo XlX sería el siglo de los grandes descubrimientos tecnológicos y provocadores de cientos de cambios, entre ellos se destacaría la nueva actitud de la mujer, ahora más curiosa que nunca.


La bota acompañó este impulso y alrededor de 1830 empiezan a surgir las primeras botas femeninas, con modelos delicados y refinados, abotonados o atados con lazos. Estas botas, de caña baja, se diferenciaban bastante de las botas masculinas, tanto de las botas de trabajo, como de las militares o las suntuarias.


Curiosamente, fue la Reina Victoria, conocida por su puritanismo y su actitud conservadora, quien popularizó la bota femenina, especialmente la "Bota Balmoral", bautizada en honor al pueblo escocés.


Estas botas eran confeccionadas exclusivamente en cuero, pero pronto otros materiales comenzaron a ser utilizados, como la seda, la tafeta y diversas formas de lienzo. Para la segunda mitad del siglo XlX, la bota era ya el calzado de día de mujeres y hombres, tanto en invierno como en verano, y los modelos comenzaron a diversificarse.


En la actualidad, existen muchas formas y estilos de botas de mujer, el principal elemento que las caracteriza y diferencia es el tipo de tacón que utilizan, aunque existen gran variedad de modelos, las más tradicionales son las de tacón alto, pero con el tiempo han aparecido tacones más anchos y sensatos que son un tanto más cómodas y facilitan el andar.


Las botas de vestir para las mujeres logran abrigar el pie y al mismo tiempo dar mayor altura y consiguen estilizar las piernas. Esta es una de las razones por las que las botas de mujer suelen ser más ajustadas que las masculinas. Además de poderse lucirlas con faldas y por tanto mostrar más la caña.


Las botas femeninas se han asociado históricamente a las actividades equinas, sin embargo su uso se ha generalizado en todas las actividades de la vida moderna, sin importar su cultura, ubicación geográfica o clase social. Por lo general, la bota suele ser más costosa que el zapato debido a la mayor cantidad de material y tiempo en su elaboración.



TIP #MyVAff


Sí ya sé que quieres salir corriendo por diez pares de botas para ser toda una princesa medieval o una sexy vaquerita urbana, yo también muero por todas y cada una de las botas que existen, pero como en todo hay que ser sinceros con uno mismo.


En principio lo que hay que establecer con esta y todas las tendencias es si el estilo de la prenda va con nosotros y en segundo, pero no menos importante, si se adapta a nuestro tipo de cuerpo.

Una de las claves es dar con botas y botines que más allá de la tendencia, se ajusten a tu forma de vestir y a tu estilo de vida. De poco sirve que te diga que las cowboy son claves, si con ellas te sientes en un disfraz de rodeo. O podría aconsejarte tener una botas altas XXL y para ti se vuelve un verdadero suplicio pensar en los estilismos.


Así que el primer objetivo: define qué botines quieres o qué botas van contigo y luego selecciona a tus fashionistas e influencers favoritas para inspirarte. Recuerda que aquí la pena no vale, y solo tienes que disfrutar y diviértete sin remordimiento.


Otra de las claves es que analices qué hay en tu armario y sitúes qué tipo de ropa tienes: pantalones, faldas, vestidos y, sobre todo qué te pones más. Para cada prenda hay un tipo de botas y botines, y saber qué vas a ponerte más veces es sin duda INDISPENSABLE. De poco sirve comprar botines militares si la mayoría de tus prendas no combinan con ellos.


SOLO PUEDO PENSAR EN ELLAS Y LAS VEO EN TODAS PARTES ¡AAHH LAS DESEO TODAS! 🙀😍


Y sí, con la llegada del #otoño los escaparates de nuestras tiendas favoritas se atiborran de estas bellezas tan propias de la temporada. Esta prenda que puede llegar a elevar cualquier estilismo de básico a ultrachic.


Las zapatillas y los stilettos también siguen, pero si hay una época del año para aprovechar y llevar botas y botines es ahora y para facilitarte tu próximo shopping aquí te dejo una lista de las botas más it de este otoño-invierno 2019 y desde luego te especifico las tiendas dónde las puedes encontrar ¡pero ya! 🤩


LAS BOTAS Y BOTINES MÁS TENDENCIA DE ESTA TEMPORADA

Imagen 1: Bota tipo Cowboy tradicional de Stradivarius.

Imagen 2: El botín serraje muy bajo de inspiración cowboy y tacón de 6cm de Zara.

Imagen 3: Los botines cowboy combinados con detalles en animal print, de Stradivarius.

Imagen 4: El botín de piel en carmín de tacón cowboy y punta en metálica de Zara.


 

Imagen 1: Los botines track con cremallera y en color blanco de Zara.